04 de octubre de 2017

Tuxtla Gutiérrez, Chiapas.- El cólera es una enfermedad diarreica aguda de estricta vigilancia epidemiológica y de notificación inmediata ante cualquier caso sospechoso, por lo que semanalmente la Secretaría de Salud del estado realiza el análisis correspondiente en las unidades médicas y no ha detectado la circulación de la bacteria.

Al respecto, el director de Salud Pública, Hermilo Domínguez Zárate, dio a conocer que en lo que va del año se han realizado más de mil 600 muestras en humanos y todas han resultado negativas; destacando que desde hace aproximadamente 25 años no hay circulación de la bacteria del cólera en la entidad.

No obstante, dijo que en atención a la denuncia ciudadana sobre la presunta presencia de casos de esta enfermedad en la colonia Albania Alta de la capital chiapaneca, la Secretaría de Salud estatal se abocó a realizar el estudio epidemiológico correspondiente en las unidades médicas cercanas, reforzando esta intervención con brigadas que recorren casa por casa en la búsqueda de casos sospechosos, sin que hayan reportado la existencia de éstos.

Reiteró que la vigilancia epidemiológica se realiza tanto en humanos como en muestras ambientales (drenajes, agua para consumo humano y alimentos), sin que se haya detectado la cepa patógena en ninguna parte del estado.

El funcionario estatal señaló que el protocolo de atención del cólera es muy estricto, que ante cualquier caso con sintomatología compatible a enfermedad diarreica se hace toma de muestra.

Puntualizó que ante cualquier síntoma hay que acudir a la unidad de salud más cercana y no automedicarse; y como parte de las recomendaciones mencionó el lavado de manos, el manejo higiénico de alimentos y consumir agua hervida o embotellada.

Compartir