16 de mayo de 2017

Tapachula, Chiapas.- Por instrucciones del secretario de Salud del estado, Francisco Ortega Farrera, la Jurisdicción Sanitaria VII prioriza la estrategia para la prevención del VIH-Sida, lo que ha permitido reforzar la atención integral a pacientes que viven con esta enfermedad, principalmente en mujeres embarazadas para evitar la transmisión materno-infantil.

La prevención de esta enfermedad engloba diversos sectores de la población, como amas de casa, trabajadoras sexuales, heterosexuales, migrantes, y/o pacientes con padecimientos crónicos degenerativos.

La comunicación es esencial para influir en el comportamiento individual y social, y para prevenir la transmisión es importante brindar información adecuada respecto a practicar sexo protegido (mediante la utilización del condón), no intercambiar ni reutilizar jeringas ni material quirúrgico.

En el caso de la profilaxis para prevenir la transmisión vertical, se incluye la oferta de la prueba de VIH a todas las mujeres embarazadas; si la prueba resulta positiva, la Jurisdicción Sanitaria proporciona los medicamentos antirretrovirales, evita el parto por vía vaginal, sustituye la leche materna por fórmula láctea y al recién nacido se le dan antirretrovirales hasta tener la certeza de que no vive con el VIH.

Cabe recordar que el sector salud a nivel estatal cuenta con 15 unidades para la atención  gratuita de las personas que viven con VIH, así como con 13 Servicios de Atención Intrahospitalaria y dos CAPASITS, uno de ellos ubicado en esta ciudad, en el boulevard Akishino, colonia Antiguo Aeropuerto.

En lo que va del año, la Jurisdicción Sanitaria registra un total de 69 casos (pacientes nacionales y extranjeros), de los cuales siete son embarazadas, a quienes se les otorga el tratamiento especializado y necesario para su control.

Compartir