En nuestro estado, desde que se presentaron los primeros casos en 1986 y hasta el momento actual se tienen registrados 4666 casos acumulados, de los cuales 3,427 (73.5%) corresponden al sexo masculino y 1239 (26.5%) al sexo femenino, lo que significa que por cada 3 hombres, existe una mujer afectada por este padecimiento.

Estas cifras ubican a nuestro estado en el 5º lugar dentro de los estados que conforman la región Sur-Sureste (Oaxaca, Tabasco, Yucatán, Campeche y Quintana Roo) y 15º lugar a nivel Nacional.

Al interior del estado las Jurisdicciones más afectadas son: Tuxtla Gutiérrez, TapachulaTonalá y Villaflores; quienes concentran el84%, del total de los casos acumulados.

Así mismo es a partir de 1999 en que la epidemia en nuestro estado tiende a estabilizarse, con un promedio en los últimos 10 años de 385 casos, periodo en el cual se acumuló el 83% de la prevalencia.

En ese orden, a su vez los municipios con más prevalencia se encuentran: Tuxtla Gutiérrez, Chiapa de Corzo, Tapachula, Cacahoatán, Mapastepec, Frontera Hidalgo, Tuxtla Chico, Huixtla, Suchiate, Tonalá, Arriaga y Pijijiapan.

De acuerdo a los grupos de edad más afectados se encuentran los de25 a 44 años, seguidos por los de 15 a 24 años  y en tercer lugar el grupo de 45 a 64 años.

Dentro de los mecanismos de transmisión la Sexual sigue siendo la principal vía en un 91 % y dentro de esta, predominan las modalidades Heterosexual en un 81 %, la Bisexual en un 10% y finalmente la Homosexual en un 9%.

Por ocupación, destacan las personas que se dedican al hogar,seguida por los que se dedican a actividades Agrícolas, Albañilería, Transporte Público, Industria Restaurantera, Profesores de Educación Primaria y finalmente las que prestan sus servicios comoEmpleadas Domésticas. 

Sin embargo a igual que a nivel nacional, el patrón epidémico en Chiapas es el de una epidemia concentrada, en subgrupos poblacionales con prácticas sexuales de riesgo entre los que destacan: Hombres que tienen sexo con hombres, trabajadoras del sexo comercial, personas privadas de la libertad, usuarios de drogas inyectables y embarazadas gestantes jóvenes.

Compartir